22 de enero de 2014

Sorprendentes tendencias presupuestarias en TI para 2014



Hace poco ha caído en mis manos una de tantas predicciones que hacen los analistas coincidiendo con el comienzo del año. No sé hasta qué punto los datos son publicables ni el contexto concreto que el analista ha utilizado para obtenerlos, por lo que prefiero no hacer una referencia explícita a la fuente en este caso concreto. Así que en lugar de indicar de dónde vienen los datos y discutir su mayor o menor fiabilidad (baja, como casi siempre que se “mira en la bola de cristal” que es el futuro), voy a concentrarme en la realidad que describen.

En concreto, el analista presenta cuál es el cambio esperado en los presupuestos de TI, diferenciando por industria (a escala global, con todos los matices que ello supone para intentar trasladarlo a un caso, por ejemplo, como el de España):



El analista sólo presenta cambios porcentuales, y evidentemente el mismo cambio absoluto sobre un presupuesto que de partida es muy grande tiene mucho menos efecto que sobre un presupuesto que de partida es menor. Así que, sin poder saber los cambios en volumen absoluto, en euros contantes y sonantes, nos tenemos que quedar con esos porcentajes de variación. Adicionalmente al gráfico anterior, el analista también indica que el cambio en el conjunto de todas las industrias es un descenso del 1,5% en los presupuestos de TI.
Con todo esto, para mí, los resultados son sorprendentes. Si nos quedamos con el dato global de reducción del 1,5%, parece normal que algunas industrias relativamente dinámicas como la de telecomunicaciones o el comercio minorista estén ligeramente por encima. Pero, ¿van a aumentar aún más sus presupuestos en TI otras industrias con mayor inercia como la banca o los seguros? Salvo que la explicación sea que han sufrido grandes recortes en los últimos años (que lo han hecho, sin duda) y que están recuperando el tiempo perdido, parece un poco sorprendente.

Además, los más beneficiados por las subidas son sectores de tipo “cenicienta”, especialmente la educación y la salud. Parece una buena noticia desde el punto de vista social, pero está bastante alejado de lo que percibimos día a día ¿no es cierto?

Por último, la industria que va a sufrir un enorme recorte en sus presupuestos es la de las utilities. En este caso, sabemos que se trata de una industria con alto volumen de gastos en TI, por lo que una reducción del 13% supone un gran montón de dinero que va a recortarse. ¿Cuál es el motivo? No parece que la industria vaya a tener una gran reducción de volumen de actividad, así que lo único que lo justifica es que los gastos de TI en el pasado estuvieran relativamente “inflados” y ahora se está procediendo al ajuste.

Para mí, la sorpresa respecto a estos datos es la diversidad que muestran en industrias que per se tienen poca variación y sin embargo varían mucho en su evolución de presupuestos TI. Para el caso español, que es el más relevante para nosotros, los datos desde luego no parecen aplicables. No me atrevo a juzgar la bondad de las predicciones del analista en este caso, pero los datos resultantes me llaman la atención mucho, mucho.